26.10.09

La llama eterna no era tan eterna


La ciudad ukraniana de Cherkassy, a orillas del Dnieper, no es demasiado conocida por estos lares, seamos realistas, pero quizá en unos días empecéis a oír hablar de ella en las noticias de la tele.
.
En homenaje a los fallecidos en la IIª Guerra Mundial se había erigido una momumental estatua dedicada a la Madre Patria que sostenía en una de sus manos un recipiente en el que ardía una llama eterna como símbolo inextinguible en recuerdo de las víctimas de la contienda. Hay otras colosales Madres Patrias igualmente espectaculares por toda la ex-URSS, como esta de Kiev, aunque mi favorita es la de Volgogrado. Quizá para contrarrestar ese desequilibrio ex-soviético en USA se está proyectando el Espíritu de Houston, que tendrá 170 m. de altura (la Estatua de la Libertad, por ejemplo, mide, 46 metros SIN el pedestal) pero la particularidad de la de Cherkassy es que ha sido uno de los primeros monumentos afectados en su naturaleza por la crisis.
.
La llama eterna se mantenía viva con gas, y debido a la situación económica mundial, el alza del precio de los combustibles fósiles y para rematar, la necesidad de mantener comunicada a la población, alguien tuvo la feliz idea de sustituir la carísima combustión del gas por unas pantallicas con lucecicas que simulan el crepitar de la llama, y ya puestos, dentro del chisme montamos unas antenas repetidoras de telefonía móvil y todos contentos.
.
Esto es como cuando en las iglesias se sustituyeron las llamas votivas "analógicas" de las velitas que se encienden en memoria también de los difuntos, por estas otras bombillicas "digitales" que se accionan al introducir una moneda en la ranura marcada. Curiosamente el vínculo sigue siendo el mismo, a cada "game over" le sucede un "insert coin" para mantener la partida en marcha.
.
Si Philip K. Dick se preguntaba en el título de la novela que inspiró la película "Blade Runner" si acaso los andróides soñaban con ovejas eléctricas, me pregunto yo ¿se mantiene igual de vivo, cálido y humano el recuerdo de los seres queridos desaparecidos si la llama con la que simbolizamos su recuerdo no surge de la combustión de impredecible dibujo de la cera sino del oscilar electrónico de un aparatico frío, predecible y programado?
.
Eso así, en plan amable, para empezar la semana con cosicas sencillas.